¿Qué es una planta concentradora?

Una planta concentradora es un tipo de planta metalúrgica que tiene por objetivo el procesamiento del cobre, con el fin de obtener el concentrado de aquel. En otras palabras, gracias a aquella se preparan los minerales obtenido de los yacimientos y se transforman en productos que pueden someterse a procesos propios de la metalurgia extractiva.

¿Cómo está conformada una planta concentradora?

La planta metalúrgica está conformada por diferentes máquinas y equipos que se instalan siguiendo las directivas de un diagrama de flujo. Los diagramas de flujo deben detallar la reducción de tamaño, la separación de las especies valiosas, así como el manejo de los materiales. Existen dos tipos de diagramas de flujo más utilizados, estos son el de flujo lineal y el de flujo pictográfico.

¿Qué hace una planta concentradora?

Como se ha dicho al inicio, gracias a una planta concentrada se trata el material obtenido de los yacimientos. Estos pasan por las diferentes máquinas para obtener concentrados, que son los productos valiosos que luego podrán ser comercializados.

A través de una máquina concentradora se puede obtener uno o dos concentrados, estos se caracterizan por estar libres de químicos. Además, se consigue un material más denominado relave. Los relaves mineros son productos químicos que pueden dañar el medioambiente, por lo que son almacenados para ser desechados posteriormente.

Importancia de la planta concentradora para minería

Si los materiales extraídos de los yacimientos no pasaran por una planta metalúrgica, la actividad minera no sería rentable. Aunque vale decir que la concentración de minerales solo aplica para ciertos tipos de estos. El uso de plantas concentradoras también es importante para reducir el impacto negativo de la actividad minera.

Procesos de una planta concentradora

Para obtener el producto final, una planta concentradora pasa por una serie de procesos estos son: conminución, flotación, espesamiento y filtrado. Y en cada uno se usan una serie de máquinas distintas.

a. Chancado – Permite la reducción del tamaño del material obtenido en la mina. En este proceso se usan máquinas como chancadoras, fajas, tolvas y zarandas.
b. Molienda – Como su nombre indica, en este proceso se hacen uso de molinos de bola, hidrociclones y bombas, donde lo obtenido en el proceso de chancado es molido hasta obtener partículas del tamaño de micrones.
c. Flotación – Aquí es enviado el material de molienda y a aquel se le agregan reactivos que permitan la separación de los minerales.
d. Filtrado – Como la pulpa obtenida en el proceso anterior aún tiene agua, esta debe pasar por un proceso de filtrado para retirar el excedente líquido.
e. Espesamiento y relaves.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *